Cesta Ticket Bs 150.000Salario mínimo desde el 15 de octubre Bs 150.000Reservas internacionales (US$ mm) $8.093Petroleo venezolano (US$ x Bl) $51Unidad Tributaria Bs 50

China: Acuerdo comercial parcial con EE UU no está en peligro

La complejidad de las negociaciones está quedando reflejada en el constante cruce de declaraciones entre las dos partes, a menudo contradictorias.

22 de noviembre de 2019
El gobierno de China negó este jueves que las conversaciones entre Washington y Pekín para ratificar la primera fase de un pacto que rebaje la guerra comercial corran peligro. Aseguró que las dos partes siguen en estrecho contacto.

“Por el momento, no hay más detalles que ofrecer sobre el acuerdo, pero los rumores que han aparecido sobre el tema no son precisos”, aseguró el ministro de Comercio, Gao Feng.

El funcionario parecía responder al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, quien se mostró pesimista al considerar que Pekín no está dando la talla en las conversaciones.

Trump subrayó que, si no se logra un acuerdo comercial, subirá los aranceles aún más.
“Las dos partes siguen abordando de forma constructiva las preocupaciones centrales de cada uno sobre la ‘primera fase’ del acuerdo comercial y van a seguir hablando”, dijo el portavoz chino.

No obstante, la falta de perspectivas a que realmente se llegue a un acuerdo ha llevado a las bolsas de Hong Kong, Seúl y Tokio a cerrar con caídas de 1,57%, 1,35% y 0,48%, respectivamente.

China y Estados Unidos conversaron por teléfono el sábado pasado para avanzar en el acuerdo, sin que se sepan más detalles.

Declaraciones contradictorias: China vs. EE UU
La complejidad de las negociaciones está quedando reflejada en el constante cruce de declaraciones entre las dos partes, a menudo contradictorias.

El Ministerio de Comercio de China aseguró a comienzos de mes que había llegado a un acuerdo con Washington para retirar por fases los gravámenes que ambas partes se han ido imponiendo durante la disputa.
 
Sin embargo, el propio Trump echaba días después un jarro de agua fría y rebajaba las expectativas.

La guerra comercial, que se ha traducido en sucesivas subidas arancelarias por parte de ambos países durante casi 2 años, tuvo su último episodio el pasado 1º de septiembre con la entrada en vigor del aumento del 10% al 15% sobre las importaciones chinas por valor de 112.000 millones de dólares.

Queda por ver si el próximo 15 de diciembre se aplica esa misma subida de 15% al resto de importaciones gravadas a 10%, que podría alcanzar 300.000 millones de dólares.

Las tensiones comerciales entre las dos mayores economías mundiales van más allá de las relaciones bilaterales y tienen profundas consecuencias mundiales.
 
 
En sus últimas previsiones de crecimiento mundial, el Fondo Monetario Internacional rebajó sus proyecciones de expansión a 3,2% este año. Una décima menos que en abril, lastradas por las dudas sobre la posible solución de esta disputa.

 
volver a página anterior

Compartelo