Cesta Ticket Bs 150.000Salario mínimo desde el 15 de octubre Bs 150.000Reservas internacionales (US$ mm) $8.093Petroleo venezolano (US$ x Bl) $51Unidad Tributaria Bs 50

Oliveros: Los bancos no tienen capacidad de aumentar límites de tarjetas crédito

“Para eso Sudeban, BCV y el gobierno deben disminuir los porcentajes del Encaje Legal”.

28/11/2019
Según expertos en finanzas, la decisión de Sudeban en la que se ordenó a la banca elevar los límites mínimo y máximo de los plásticos no es de estricto cumplimiento. El incremento es a discreción de las entidades financieras y lo establece la disposición del ente supervisor.

La información fue dada a conocer por el economista Luis Oliveros, quien aseguró que los bancos no están en capacidad de aumentar los límites de las tarjetas crédito.
 
“Para eso Sudeban, BCV y el gobierno deben disminuir los porcentajes del Encaje Legal”.

Oliveros precisó que el peso de las tarjetas sobre la cartera total de crédito de cada banco no debe ser superior al 20%. “Si cumplen lo que dice Sudeban, entre los máximos y mínimos, van a superar por mucho ese porcentaje”.

El analista recordó que en la resolución de Sudeban la “letra chiquita” establece que ambos límites son discrecionales. “Hay que entender que cada entidad bancaria es libre de hacer el estudio de riesgo de cada cliente y otorgarle su límite de crédito”.

El experto considera que “es una oportunidad para la banca de empezar a recoger unas cuantas tarjetas de crédito que tengan límites muy bajos o que queden por debajo de los límites mínimos que la Sudeban está diciendo”.

No obstante, mucha gente quedará sin tarjetas que de por sí ya no usaban, “porque prácticamente nadie utiliza las tarjetas de crédito”.

Oliveros sostiene que la instrucción es totalmente inaplicable, hasta tanto no cambien los porcentajes el encaje legal.

“Sudeban dicta una resolución que no tiene sentido con respecto a la situación actual del sistema financiero. No conozco a nadie que le hayan aumentado el límite de crédito en la tarjeta”, remarcó Oliveros.

CON INFORMACIÓN DEL DIARIO 2001
 
volver a página anterior

Compartelo